In Real Time

Haile Gebrselassie (Asella, Arsi, Etiopía, 18 de abril de 1973). Mide 1,63 metros y pesa 55 kilos. Su nombre significa “servidor de Dios” en el idioma abisinio.

Este “pequeño” corredor -por su estatura-, es un grandísimo atleta etíope que ha dominado de una forma total el fondo mundial desde la década de los 90 hasta principios del siglo XXI. Y todo ello a pesar de la polio que padeció siendo pequeño y que le ha dejado como secuela un pequeño problema en el codo izquierdo.

Hijo de unos pobres granjeros, forma parte de una familia de diez hermanos, entre los que está Tekeye, corredor internacional de maratón, que fue su primer modelo a imitar. El ejemplo de su hermano y la necesidad de trasladarse a la escuela le proporcionaron la motivación necesaria para hacer sus primeros entrenamientos de forma natural, ya que tenía que hacer corriendo los 10 Kms. que separaban su casa del lugar donde estudiaba, con tan sólo 4 años.

Muy pronto destaca por sus enormes cualidades y en su aldea recibirá el apodo de “Neftenga” (El jefe), que ya no le abandonará a lo largo de su trayectoria y que refleja la autoridad que muestra en las carreras.

Su primera prueba importante será el maratón de Addis Abeba, cuando tenía dieciséis años, terminándola en dos horas y cuarenta y dos minutos. El premio que recibió fueron unas zapatillas que evitarían que volviese a correr descalzo.

Y su irrupción en el concierto internacional se produjo en los campeonatos del mundo “juniors” de Seúl 92 con victorias en 5.000 y 10.000 m. Un año más tarde (1993), se convirtió en Stuttgart (Alemania) en campeón del mundo de los 10.000 m -desde entonces está invicto en esta prueba- y fue segundo en la carrera de 5.000 metros.

Para entonces su “dictadura” ya ha comenzado y se basará sobre todo en el “salvaje” entrenamiento -recorre diariamente, al menos, 25 kms de toboganes y en la altitud de los alrededores de Addis Abeba donde reside- y en su particular técnica de carrera, con una gran economía de energía al apoyar sus zancadas sobre la punta de los pies, algo más propio de un velocista que de un corredor de fondo. Y los resultados no tardan en llegar. Al campeonato del mundo le sucede en 1.994 el primer récord mundial, cuando corrió los 5.000 metros en 12:56.96.

hailellllllllllll

Pero será 1.995 el año de su explosión, cuando bata cinco récords del mundo en tal sólo nueve meses y renueve su título de Campeón del Mundo de 10.000 metros en Göteborg -con unos últimos 200 metros que pasarán a la historia al recorrerlos en 25,1 sg.- Entre las plusmarcas batidas están la de 10.000 en Hengelo (Holanda) al parar el crono en 26:43.53 y la de 5.000 que batió en Suiza, superándola en ¡casi once segundos!, dejándola en 12:44.39. Será la primera vez, desde que lo hiciera Henry Rono en 1.978, en que un atleta posea ambos récords.

1.996 será un año que deje un sabor agridulce en Haile. En el lado positivo está su victoria en los Juegos Olímpicos de Atlanta 96, cuando se impuso en la final a Tergat y Hissou, dos de sus grandes contrincantes de siempre y lo hará consiguiendo un nuevo récord olímpico en 27:07.34. Pero en el lado negativo se producirá su única derrota en pruebas de fondo desde que está en la gran competición, al ser derrotado en Zurich por Daniel Komen en 5.000 metros. En descargo del atleta etíope hay que decir que tenía los pies llenos de ampollas desde que corrió en Atlanta.

En febrero de 1997 se convirtió en el primer atleta que corría en la historia los 5.000 m en pista cubierta en menos de 13 minutos, al lograr una marca de 12:59.40 y un mes después logró la medalla de oro de 3.000 m. en los Campeonatos del Mundo en pista cubierta.

En una carrera de preparación (Oslo, Noruega) para el Campeonato del Mundo de Atenas 97 , consiguió nuevamente el récord del mundo de 10 km. -que le había quitado en 1996 el marroquí Hissou-, dejándolo en 26:31.32 ; siete segundos menos que la marca anterior. Un mes después, en agosto, se proclamó nuevamente campeón del mundo en Atenas.

Durante estos años los atletas africanos de fondo están en continua efervescencia y baten varias veces las marcas mundiales antes establecidas. Los kenianos y marroquíes, especialmente, corren para destronar al invencible Gebre, pero éste les responde una y otra vez. A lo largo de 1.998 son tres las plusmarcas que consigue (3.000 metros en pista cubierta y 5.000 -en Helsinki, con un tiempo de 12:39.36- y 10.000 -en Hengelo, con un tiempo de 26:22.75-). La competencia hace que estos nuevos récords al aire libre sean unas marcas impensables hasta esos momentos. Esta temporada también obtuvo la victoria en las seis pruebas de la “Golden League” y en la final del Grand Prix. Todo ello le valdrá a “The Boss” (apodo por el que también es conocido) para ser nombrado “Atleta del Año 1.998” y recibir el “Jesse Owens International Trophy Award”.

En 1.999 ganó las 15 finales en las que participó, en pruebas que van desde los 1.500 hasta los 10.000. Así consiguió la victoria en las pruebas de 1.500 y 3.000 m en los mundiales en pista cubierta de Maebashi (Japón) en 1999 y se impuso por cuarta vez consecutiva en los 10.000 metros en los Campeonatos del Mundo, esta vez en Sevilla.

A pesar de que tuvo una grave lesión en el tendón de Aquiles durante el año 2.000, lo que apenas le dejó preparar los Juegos Olímpicos de Sydney y que provocó que tuviese que operarse dos veces en 2.001, este policía de profesión -evidentemente no la ejerce en la actualidad- logrará nuevamente el título olímpico al imponerse una vez más a Paul Tergat, pero esta vez por tan sólo nueve centésimas de segundo. Era su segunda medalla de oro olímpica en los 10.000 metros. Intentó repetir triunfo en el Campeonato del Mundo de Edmonton 01, aunque durante toda la temporada la había pasado lesionado. A pesar de ello conquistó la medalla de plata, siendo por primera vez derrotado desde 1994 en su prueba de los 10.000 metros.

Ello, junto a su nueva derrota en los Campeonatos del Mundo en París de 2003, donde nuevamente “sólo” pudo ser segundo, tras Kenenisa Bekele y por delante de otro etíope, Silesi Sihine, parece que son el empujón definitivo a su idea de pasarse a correr el maratón, donde se prevé que incluso pueda ser el primer hombre que baje de las dos horas. Como primer paso, al final de 2001 se impuso en el Campeonato del Mundo de medio maratón, en la primera carrera que hacía sobre la distancia.

Compitió en la final de los JJOO en Atenas 2004 quedando en quinto lugar y con una lesión en el tendón de Aquiles.

Tras operarse del tendón comenzó a correr maratones y medios maratones, estableciendo en 2005 la mejor marca mundial del año (2:06:20) en el maratón de Ámsterdam, Países Bajos. En Phoenix, Estados Unidos, batió la plusmarca mundial del medio maratón con un tiempo de 58 minutos y 55 segundos, batiendo también de camino la plusmarca mundial de 20 km en carretera con una marca de 55:48, desposeyendo a su rival Paul Tergat de esta marca por más de 30 segundos. Actualmente también posee la plusmarca mundial de 10 km en carretera con un tiempo de 27:02.

En Granollers (Barcelona) el 5 de febrero de 2006 corrió el medio maratón en 1h 00m 07s , realizando la mejor marca de la historia en suelo español.

El 27 de junio de 2008 se convirtió en plusmarquista mundial de la hora con una distancia recorrida en ese tiempo de 21km 285 metros, conseguidos en la pista de Ostrava, República Checa.

Fue plusmarquista mundial del maratón con un tiempo de 2h 03m 58s realizado el 28 de septiembre de 2008 en el maratón de Berlín (Alemania).

La anterior marca, lograda sobre el mismo escenario y ostentada por él mismo, era de 2:04:26.

Tras retirarse en el km 25 de la Maratón de Nueva York el 7 de noviembre de 2010 Gebrselassie anunció su retirada del atletismo. Sin embargo, 8 días más tarde se desdice de lo dicho y decide continuar como profesional.

El 2 de septiembre de 2011, el jurado del Príncipe de Asturias, le concede el Premio Príncipe de Asturias de los Deportes.

Haile, el atleta de la sempiterna sonrisa, invierte parte de sus grandes ingresos en preparar a jóvenes etíopes para que, por medio del deporte y en especial del atletismo, salgan de la pobreza.

Otra parte de sus ganancias va destinada a la cadena de hoteles de la que es dueño.

Ha protagonizado la película “Endurance”, de la factoría Disney y que está basada en su vida.

PALMARÉS

2 veces campeón olímpico y medalla de oro en 10.000 metros (en Atlanta 96 y Sidney 00).

4 veces campeón del mundo de 10.000 metros (Stuttgart 93, Goteborg 95, Atenas 97 y Sevilla 99) y 2 veces Subcampeón (Edmonton 01 y París 03).

1 vez subcampeón del mundo de 5.000 metros (Stuttgart 93).

4 veces Campeón del Mundo en pista cubierta: tres en 3.000 m (1.997, 1.999 y 2003) y una en 1.500 (1.999).

Campeón del Mundo de media maratón en 2001.

Campeón del mundo “júnior” en Seúl 92 con victorias en 5.000 y 10.000 m.

Primero en la final del Grand Prix de Atletismo en 3.000 metros en 1.995 y 1.998. Mejor atleta del año para la IAAF en 1998.

Ha superado en quince ocasiones algún récord del mundo.

Actualmente está en posesión de las siguientes mejores marcas mundiales:

– 5.000 metros: 12:39.36

– 10.000 metros: 26:22.75

– 2.000 metros: 4:52.86.

– 2 millas: 8:01.08.

HONORES

–         Gran Premio de la Academia del Deporte 2007, a la mayor hazaña deportiva (premio que concede la Academia Francesa de Deporte)

–         Premio Príncipe de Asturias de los Deportes 2011 en España.

Aquí os dejo el video de las 2 ultimas vueltas de la final de los JJ. OO de Sidney 2000, y que según las palabras del propio Haile es “su mejor carrera”.

 

Translate »